Cinco ejercicios para ejercitar la memoria

Reunimos los mejores ejercicios que existen para cuidar la memoria y evitar enfermedades degenerativas y cognitivas.

El cerebro es capaz de almacenar más de 2,5 millones de GB de información, es decir, más de 3 millones de películas. Seguramente esto explica el porqué se sabe, al pie de la letra, los diálogos y temas musicales de sus producciones favoritas. Sin embargo, se preguntará por qué no se aprende lo que vio en clase o el discurso que tiene que dar en su trabajo. Pues bien todo se trata de ejercicios de repetición.

Con esto nos referimos a una serie de ejercicios avalados por la ciencia, no al dicho de las madres colombianas de “repetir como loros”. Antes de empezar, lo más importante es que sea consciente de la información que quiere aprender y de activar sus dos hemisferios para que trabajen a la par y de manera armónica.

Para ello, usted debe tener en cuenta que su hemisferio izquierdo trabaja el lenguaje, la lógica y la matemática, mientras que el derecho hace lo suyo con la creatividad, el tiempo/ espacio y la imaginación.

Esto nos lleva a que los ejercicios que presentaremos a continuación, sí o sí van a relacionar el lenguaje con la creatividad, la lógica con el tiempo y la matemática con el espacio, ¿está listo para estos ejercicios?

El cuento

¿Debe aprenderse la lista de invitados de un evento o la lista de víveres que debe comprar para la casa? Si la respuesta es sí, no dude en hacer ordenar la lista en una hoja.

Luego conecte las palabras entre sí, a través de una frase que tenga sentido. Por último, repase el cuento que se inventó y así recordará con más facilidad esta lista.

Se recomienda que empiece con una lista pequeña y cuando sienta confianza lo intente con listados más largos.

Arruínele la serie a su amigo

 

Si le fascinan las series preste atención a este ejercicio. Concéntrese en su capítulo favorito, una vez termine intente acordarse de toda la serie sin omitir detalles.

Una vez tenga el recuento de las escenas, dígaselas a un amigo. Esto le ayudará a mejorar la retentiva y la memoria.

Memorice el nombre de una persona que acaba de conocer

Típico: está en una reunión social y le presentan a alguien muy importante de quien usted ya no se acuerda el nombre, ni el apellido, solamente de que se lo mencionaron.

Si ha estado en esta situación le recomendamos prestar mucha atención al nombre y repetirlo cada 30 segundos en su mente. Deje de hacer las repeticiones hasta que sienta que el nombre está plasmado en su memoria.

Leer en voz alta

Según la universidad de Waterloo la acción de leer y escuchar su propia voz ayuda a retener hasta en un 70% la información deseada. Es por eso que la próxima vez que tenga que memorizar un discurso léalo en voz alta y sorpréndase de su retentiva.

Repase de forma espaciada

¿Sabía que cinco minutos después de salir de clase o conferencia, el 90% de la información se olvida por completo? Esto lo reveló un estudio de la Universidad de Manchester, quienes diseñaron un método para evitar estos escapes de información.

Según este estudio debe repasar esta información 24 horas después para bajar los escapes de información en un 70%. Luego una semana después para reducir el índice hasta el 50% y finalmente un mes después para llegar al 10%.

Esto quiere decir, que hasta el 90% de la información quedará en su cabeza. Por último, los investigadores cuentan que no hay mejor forma de repasar que enseñándole a otras personas su conocimiento.

¿Qué ejercicio le gustó más? Escríbanos en el recuadro de comentarios

Artículos Relacionados

  • Quiz Diners: ¿Qué banda de rock clásico es usted?
  • Estos son los ganadores de National Geographic Traveler 2019
  • Especial interactivo: conozca los 34 autos deportivos más icónicos de la historia
  • Galería: Los mejores retratos de animales en vía de extinción